Saltar al contenido
MesasDeMadera.org

Las Mejores Mesas de Pino En Oferta

Si revisas un catálogo de mesas de madera posiblemente vas a notar que la mayoría de ellas están hechas de pino. En su estado natural se ve de color marrón claro y un acabado liso y liviano.

El pino es quizás la madera más popular entre todas.  Reúne todas las ventajas del resto: dureza, manejabilidad, resistencia, versatilidad y abundancia. En ninguna de estas características se destaca, pero todas en su conjunto la hacen la de mayor confianza.

Características de la madera de pino para mesas

Su fibra recta da un acabado liso a la superficie después del cepillado y por su absorción el barniz se adapta naturalmente. Aunque durante el proceso de secado presenta riesgo de sufrir deformaciones. Esto es raro que ocurra luego de elaborado el mueble.

Su color natural no es particularmente llamativo, pero ofrece una sensación de frescura y liviandad. Se pueden añadir todo tipo de barnices y tintes que brinden otra riqueza de tonos. El color puede variar mucho entre especies, yendo del marrón oscuro al claro.

¿Qué acabados permite la madera de pino?

Esta madera responde bien a los procesos de lijado, pulido y cepillado, el acabado es liso e uniforme. El tronco es recto, así que su fibra siempre tendrá un eje limpio y una textura tersa.

Una vez retirada la corteza no presenta ojos, espejuelos ni mayores marcas. Dependiendo de la especie se pueden ver o no ver los anillos de crecimiento.

Cada especie sufre variaciones en el color tanto de la albura como del duramen, algunas mucho más ricas que otras. Se le suelen agregar barnices y tintes de colores para hacer resaltar sus características. Por su buena absorción también se puede encontrar cubierta de una capa de pintura.  

No hace resistencia a ninguna técnica de ensamblaje (encolado, atornillado y clavado) y combina bien con los elementos metálicos.

Rara vez se usa para trabajos elaborados que impliquen tallado sea manual y mecánico, pero su flexibilidad la hacen bastante útil para diseños curvos y sinuosos.

Por eso es un material bastante común en trabajos de carpintería exterior como puertas y ventanas, vigas y techos, madera laminada, tableros alistonados y contrachapados, carpintería interior y todo tipo de mobiliario de calidad media.

Ventajas del pino para mesas de madera

Ninguna madera esta exenta de sufrir daños debido a la humedad, los hongos o la oxidación al estar expuesta a los elementos. Por eso es importante que los procesos que prolonguen la vida útil de las mismas se fijen y puedan realizarse sin inconvenientes.

mesa de pino barata

Y el pino reúne todas las condiciones para poder realizarlos. Cada una de las capas del cuerpo de esta madera son absorbentes, y su fibra apretada permite que queden alojados a profundidad.

Existen muchísimas clases repartidas en todo el mundo, y según su tipo las características van a variar. Aquí vamos a hacer un resumen general de las ventajas que brinda el uso de esta madera, pero a la hora de escoger un mueble es necesario que revise sus características particulares.

Debido a sus ventajas el pino es la madera más común para la elaboración de muebles y el uso estructural en construcción, mientras no esté muy expuesta a los elementos del exterior (humedad, luz solar).

Tiene una gran durabilidad ya que ofrece resistencia media a elementos como humedad, insectos y enfermedades bacteriológicas, y como es de gran absorción, desde la corteza hasta el duramen, cualquier tratamiento protector que se le realice queda fijado.

Presenta un buen nivel de resistencia mecánica, flexión, dureza, densidad, flexibilidad y contracción, haciéndola una madera de fácil trabajo tanto manual como mecánico. 

Desventajas de la madera de pino para mesas

Al pino no se le conocen grandes desventajas, más bien es conocido por su alta versatilidad.

Algunas especies tienen bastante resina, por lo que pueden rechazar la absorción de tratamientos para preservar su durabilidad y protegerla de hongos e insectos. Así como también pueden responder mal al proceso de secado y generar capas de aceite en la superficie de la madera. Estas especies no están recomendadas para la construcción de muebles.

¿Cómo se obtiene la madera de pino para fabricar mesas?

El pino es un tipo de árbol perteneciente a las coníferas, integra la familia de las pináceas. Se identifica por su forma de cono, ya que las ramas nacen en secuencia radial alrededor del tronco y su copa termina en punta.      

Existen más de 110 especies de pino repartidas por todo el mundo y aunque se pueden encontrar en las regiones tropicales y subtropicales, son nativos del hemisferio norte. Su densa presencia en el mundo entero la convierte en un gran recurso maderero.

Podemos encontrar el pino silvestre en casi toda Europa, de albura amarilla y duramen rojizo; en Estados Unidos y Canadá se ve el pino de Oregón, de albura amarilla y duramen marrón con múltiples nudos.

En algunos países ha llegado a ser considerada una plaga, por su capacidad de reproducirse espontáneamente.

La altura y el tiempo de tala va a estar determinado por la especie de pino. Pero es un árbol de crecimiento rápido, y como no ofrece mucha resistencia mecánica al corte, no corre riesgos de deformaciones o grietas.

En las especies usadas por la industria maderera se usan arboles de troncos enormes de donde se pueden extraer tablas y piezas grandes, sin necesidad de tener que ensamblar varias. Esta característica del corte también permite producir laminillas.

Corre cierto riesgo de doblarse y aboyarse durante el proceso de secado, que es largo para ser una madera consideraba blanda.

Para mantener la durabilidad, si se planea usar para espacios exteriores, es necesario que pase por un proceso de autoclave (vacío y alta presión) que la dejara protegida de la humedad, los cambios de temperatura y la oxidación natural.

No es común verla en trabajos de ebanistería, a pesar de su buena respuesta a procesos delicados como tallarla o doblara, pero esto se debe a que, al no resaltar en ningún valor en particular, no se considera de amplia gama, como si es el olmo.

El pino es una madera segura y confiable, lo que la hace una de las preferidas a la hora de escoger muebles de madera para decorar espacios interiores.